MUHAMMAD ALI: LA LEYENDA

- en Noticias

El gran Cassius Marcellus Clay, Jr. nacio en Louisville, Kentucky el 17 de enero de 1942, en considerado el mejor boxeador de todos los tiempos. Fue una figura social de enorme influencia en su generación, en la política y en las luchas sociales o humanitarias a favor de los afroamericanos y del islam.

Logró la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Roma en 1960, en su etapa de amateur, y como profesional, ganó el título de campeón de la categoría de los pesos pesados en 1964 a la edad de veintidós años, el cual recobraría diez años después. En 1978, consiguió otro cetro de campeón, lo que le convirtió en el primer boxeador en ostentar en tres ocasiones un título mundial en dicha categoría.

Se caracterizó por ser un boxeador fuera de lo convencional, conocedor del deporte y de sus contrincantes. Fue entrenado la mayor parte de su carrera por el entrenador Angelo Dundee; sostuvo memorables combates contra los más renombrados pugilistas de su tiempo, como: Sonny Liston, Joe Frazier, George Foreman y Ken Norton, Seis de sus peleas han sido consideradas como las mejores del año por la revista The Ring.  Vertía tanto opiniones claramente irreverentes sobre sus oponentes, como acertados pronósticos de sus contiendas.

Fuera del cuadrilátero, Muhammad Ali se erigió como una figura con influencia social desde los años 60´s cuando se opuso a su reclutamiento por parte de las fuerzas armadas estadounidenses durante la Guerra de Vietnam. Se declaró objetor de conciencia, pese al rechazo de los defensores del nacionalismo estadounidense. Formó parte de la organización religiosa de la Nación del Islam y, aunque se ganó detractores por su conducta independiente de los estereotipos sobre los afroamericanos, a partir de los 70´s consiguió el respeto como figura deportiva de renombre mundial, en especial tras su pelea contra George Foreman. En el ocaso de su carrera, empezó a dar muestras de desgaste físico; después de su retiro padeció la enfermedad de Parkinson.

Entre numerosos reconocimientos recibió la Medalla Presidencial de la Libertad; el ingreso al Salón Internacional de la Fama del Boxeo, el título de “Rey del Boxeo” por parte del Consejo Mundial del Boxeo, y  el “Deportista del Siglo XX” por Sports Illustrated y la BBC, entre otros.

“El más grande” como el mismo se autodenominada además de ser un gran boxeador, también fue un gran runner, y esto debido a que parte de su entrenamiento diario debía correr diversas distancias para seguir incrementando su capacidad respiratoria y de resistencia, para superar cada desafío arriba del cuadrilátero, sin duda un gran ejemplo de atleta, hombre y sobre todo ser humano incomparable.

Aquí les dejamos uno de los mejores mensajes que Muhammad Ali compartió con el mundo y viene a razón para todos los runners como gran motivación:

“Imposible” es sólo una palabra que usan los hombres débiles para vivir fácilmente en el mundo que se les dio, sin atreverse a explorar el poder que tienen para cambiarlo. “Imposible” no es un hecho, es una opinión. “Imposible” no es una declaración, es un reto. “Imposible” es potencial. “Imposible” es Temporal, “Imposible” no es nada. – Muhammad Ali.

 

Además de una serie de fotografías como muestra de homenaje para uno de los más grandes atletas de todos los tiempos, simplemente… corriendo.

Muhammad Ali, murió el 03 d ejunio de 2016 en Phoenix, Arizona, al lado de su familia, descanse en paz.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*