JO SCHOONBROODT DE 71 AÑOS DE EDAD BATE RÉCORD MUNDIAL DE MARATÓN EN SU CATEGORÍA DE EDAD

Foto: Jo Schoonbroodt corriendo el Maasmarathon of Visé 2022 en Bélgica.
- en Noticias

El corredor neerlandés de 71 años de edad Jo Schoonbroodt, corrió el Maasmarathon de Visé en Bélgica, consiguiendo un impresionate tiempo de 2 horas, 54 minutos y 19 segundos, convirtiéndose en el septuagenario más rápido de la historia.

El hombre al que llaman el keniano gris, es originario de Maastricht, Países Bajos, otorgo una entrevista a The Guardian días mas tarde de su hazaña y comento: “Empecé a trotar a los 36 años porque mi médico me dijo que tenía el colesterol alto”, dice riéndose. “Pero el año pasado corrí 7.242 kilómetros [4,450 miles] que es más del doble de lo que hice en mi auto”.

También resultó que el nuevo récord mundial de más de 70 años de Schoonbroodt, establecido en el Maasmarathon de Visé en Bélgica, se inspiró en parte en una fuente, el cantante holandés Eddy Wally. Con unas pocas millas restantes, sabía que estaba justo por delante del mejor récord anterior, establecido por Gene Dyckes en 2018, porque un amigo lo seguía en su bicicleta y gritaba sus tiempos de vuelta. Pero sus piernas comenzaban a ponerse más pesadas.

Foto: Jo Schoonbroodt corriendo el Maasmarathon of Visé 2022 en Bélgica.

“Sin embargo, mi amigo tenía un truco especial para mantenerme encaminado”, dice Schoonbroodt, quien vestía un outfit amarillo y azul en apoyo a Ucrania. Tomó su teléfono y puso la canción Chérie, Chérie de Eddy Wally en repetición. Siempre me ha encantado, no sé por qué. Medio un empujon en la moral. Adelanté a un corredor tras otro y, a pesar de tener calambres en los últimos 500 m, pude romper el récord por cuatro segundos”.

Increíblemente, fue el maratón número 75 de menos de tres horas de Schoonbroodt, y llegó solo cuatro semanas después de su 74. en el maratón de Rotterdam. En buena medida, el holandés volador también tiene una serie de récords de ultra distancia. Claramente no es un Jo ordinario. Pero los secretos de su éxito podrían sorprenderte.

“La mayoría de los corredores entrenan demasiado. Hago mucho de mi entrenamiento con grupos que corren muy despacio. Y luego me baso en estos conceptos básicos con un entrenamiento de intervalos más rápido. Pero no hago la misma distancia estúpida 10 o 20 veces, prefiero divertirme mucho corriendo”.

Schoonbroodt a menudo corre a un ritmo de nueve o diez minutos por milla, mucho más lento que los 6:38 minutos que corrió durante las 26,2 millas para establecer su récord mundial, pero dice que lo crucial es que escucha su cuerpo. “Mucha gente sigue un plan de entrenamiento o un entrenador y sigue adelante incluso cuando su cuerpo dice: ‘No, este no es un buen día para hacerlo. Pero si sales por la puerta y simplemente haces lo que sientes, es más fácil seguir corriendo y no lesionarte”.

Foto: Jo Schoonbroodt corriendo el Maasmarathon of Visé 2022 en Bélgica.

También descarta la idea de que los corredores deben hacer algo especial con sus dietas.“¿Dieta? No, no”, se burla. “¡Sin dieta! Como porciones dobles, por supuesto, con todas estas calorías que quemo. Me encanta la pasta y las patatas. Pero lo que sea que esté sobre la mesa, me lo como”.

Tiene una actitud igualmente relajada cuando se trata de alcohol. “Prefiero el vino francés y la cerveza belga. No demasiado, y sobre todo los fines de semana. El vino es solo una bebida de uva, por lo que está hecho de la naturaleza. Y la cerveza belga es especial. Y si haces todo esto con tu cuerpo”, agrega, refiriéndose a las 85 millas que todavía corre cada semana, “necesitas devolverle algo. ¡Y esto es lo que le devuelvo al cuerpo!”

Schoonbroodt es un extrabajador de TI y puede decir el día exacto en que comenzó a correr (1 de enero de 1986) y cuántos kilómetros (120 000) ha recorrido desde entonces. Pero él enfatiza que no era natural. Al principio la gente lo llamaba Jogger Jo, porque era lento. Hoy en día lo llaman el Keniano gris, un apodo que le dio hace años un locutor de carreras cuando superó a atletas de un tercio de su edad.

Él cree que ser tardío lo ayudó porque su ego nunca tuvo que preocuparse por perseguir tiempos más rápidos de su juventud. “Debido a que comencé tan tarde, me perdí mis mejores años. Pero eso no es problema. Todo sigue siendo nuevo para mí”.

Schoonbroodt también cita como factor clave la nueva gama de “súper tenis” con revestimiento de carbono, que han arrasado en el mundo del running durante los últimos cinco años. El último maratón corrió en el ASICS Metapeed Sky, y ahora es un embajador de las redes sociales de la compañía japonesa, predicando los beneficios positivos del ejercicio a los escépticos y practicantes inactivos.

Foto: Jo Schoonbroodt llegando a la meta del Maasmarathon of Visé 2022 en Bélgica.

Pero si bien los logros de Schoonbrodt son excepcionales, no es el único maestro antiguo que desafía la sabiduría convencional. Varios hombres mayores de 70 años han corrido un maratón de menos de tres horas; el primero de ellos, Ed Whitlock, quien murió en 2017, también corrió un maratón de 3:15 después de cumplir 80 años.

Entonces, ¿Qué podría explicar este fenómeno? John Brewer, científico deportivo de la Universidad del Oeste de Escocia, señala que mientras experimentamos una disminución del 10 % en la masa muscular cada década a medida que envejecemos, la disminución no es tan pronunciada para la resistencia.“La evidencia científica muestra que puedes mantener tu capacidad aeróbica, tu Vo2 máx., de manera muy efectiva hasta la vejez”, dice.

“Y si nos fijamos en dónde estamos ahora en comparación con hace 40 años, los avances en nutrición, ciencias del deporte, y tecnología de recuperación significan que es más factible que las personas de 60 y 70 años produzcan un buen rendimiento si siguen los entrenamientos correctos .”

Foto: Jo Schoonbroodt llegando a la meta del Maasmarathon of Visé 2022 en Bélgica.

Brewer, quien también formó parte del cuerpo técnico de Inglaterra para la Copa del Mundo de 1990, dice que la historia de Schoonbrodt transmite otro mensaje: que nunca es demasiado tarde. “La gente piensa que no puede revertir la situación después de años sin hacer ejercicio o con dietas deficientes”, dice. “Bueno, en realidad puedes”.

Schoonbroodt, mientras tanto, no tiene planes de poner los pies en alto. “Mi próxima maratón es en dos semanas y media, en una antigua calzada romana construida hace 2000 años”, dice, la emoción es obvia. Será su quinto en 2022. Y con eso se va. Después de todo, la búsqueda de un maratón número 76 de menos de tres horas no espera a nadie. Ni siquiera uno de 71 años.

Fuente: es.postsus.com

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*